jueves, 1 de septiembre de 2022

¡Hoy celebramos la festividad de nuestra señora del Pilar de Altarejos!

















En la antigüedad, esta fiesta se celebraba con gran solemnidad y había dos días de fiesta en Altarejos. Se instalaban puestos para la venta de artículos como ropa o quincallas, sedas, etcétera. La mayoría se instalaban junto a las paredes de la ermita en su parte derecha y en la actualidad pueden verse marcados en la risca unos pequeños agujeros en los que se apoyaban los palos de dichas tiendas. Acudían devotos de los pueblos de alrededor y se celebraban corridas de toros en plazas que se hacían frente a la casa del ermitaño. 
El último día de la fiesta se reunían en el cuarto de autoridades de dicha casa los concejos el clero de Campillos, La Huerta, Tejadillos y Valdemoro y los mayordomos de la cofradía y acordaban la fiesta que habían de hacer el año siguiente y qué personas nombrar. 
De entre los distintos voluntarios que salían se debían encargar de la celebración de dichas fiestas y correr con sus gastos, los cuales no solían ser superiores a los 300 reales de Vellón de Castilla.

En la actualidad únicamente se celebra  la misa que es cantada, celebrándose seguidamente de la procesión que recorre parte del prado existente a la izquierda de la ermita. 

Antiguamente podía durar hasta casi dos horas aunque era el mismo recorrido pues la mayoría de los devotos previa la entrega de una limosna de cinco pesetas pedía al sacerdote que cantase una Salve por lo que las Salves a cantar eran muchas y el tiempo que se había de emplear también.

Se cantaba la Salve Regina y era cantada en latín y coreada por los fieles. Terminada la procesión reunidos por familias o amistades se solía dar buena cuenta de la merienda y seguidamente se hacía baile y terminado el mismo los jóvenes solían hacer carreras con sus cabalgaduras desde la ermita hasta el pueblo o hasta "La puente de la virgen". 

Actualmente se va a la ermita andando, o en vehículo y se celebra la misa. Tras la misa se celebra una comida donde cada grupo lleva sus cosas y se disfruta del entorno ¡tampoco está nada mal!. Las tradiciones cambian pero no las ganas de disfrutar de nuestro entorno. Feliz día de Nuestra Señora del Pilar de Altarejos para todos. 

Algunos fragmentos han sido extraídos del libro de Braulio Marcos Huerta


No hay comentarios: